CTA

Opinión

Mientras el Ministerio de Trabajo continúa sistemáticamente violando el “Derecho a la Sindicación” de los trabajadores en la Argentina -garantizados por la Constitución Nacional y el Convenio 87 de la OIT- ha recibido una vez más un duro golpe. La Sala III de la Cámara Nacional del Trabajo ha ratificado un fallo de primera instancia que ordena al MTSS, con un plazo de 10 días, otorgarle la inscripción gremial al Sindicato Argentino de Trabajadores de la Industria del Vidrio y Afines (SATIVA-CTAA).
Vivimos en tiempos complejos, cargados de incertidumbre, con información sesgada e interesada, donde el temor a una guerra mundial se entremezcla con la esperanza de una América Latina que da batalla por ser tierra de paz.
El miércoles 16 de marzo volverá a reunirse el Consejo del Salario y aunque es improbable, todos sus partícipes debieran llegar a ese encuentro bajo una misma premisa: El salario mínimo no puede ser una herramienta de ajuste en la Argentina.
A partir de los trágicos acontecimientos de esta semana, en la cual han fallecido hasta el momento 20 personas y más de 50 continúan hospitalizadas luego de consumir cocaína “envenenada”, los medios de comunicación hegemónicos se llenan de supuestos “especialistas” que insisten con defender el prohibicionismo y la política iniciada en 1971 por el presidente de Estados Unidos Richard Nixon conocida como “la guerra contra las drogas”. Política que, a 50 años, podemos decir que no solo ha fracasado, sino que es la principal responsable de la crisis actual.