CTA

Ante el colapso sanitario, gremios docentes y familias alertan por el peligro de contagios

Ante el colapso sanitario, la falta de camas en terapia intensiva y la suba vertical de contagios, gremios docentes y familias piden que se respete el DNU presidencial de suspender las clases presenciales por dos semanas.
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram
Compartir en email
Email

Los grupos de wasap de madres, padres y cuidadores de niñes no paraba de sonar el domingo a la noche. Y es que hasta las 23 horas no se sabía qué iba a pasar con las clases al día siguiente: si serían virtuales, como lo había anunciado el presidente por cadena nacional el viernes a la tarde, o si serían presenciales, como había dicho el jefe de Gobierno porteño, pasando por encima a un Decreto de Necesidad y Urgencia.

Los grupos de docentes tampoco dejaban de mandarse mensajes y los gremios docentes, desde UTE hasta Ademys decidieron por unanimidad parar denunciando que las condiciones sanitarias no están dadas para la presencialidad.

Hoy martes, es el segundo día de paro, con un 90% de acatamiento. A los gremios de las escuelas públicas, se sumaron los docentes de escuelas privadas organizados en Sadop y la Unión Argentina de Maestros y Profesores (Camyp).

«Frente a la insistencia del Gobierno de la Ciudad de mantener las escuelas abiertas con dictado de clases presenciales convocamos a un paro docente el día de hoy», sostiene el texto firmado por Angélica Graciano, secretaria general de UTE-Ctera, y Paula Galigniana, secretaria de Comunicación, Prensa y Difusión del gremio.

«Desde el comienzo del ciclo lectivo 2021 venimos denunciando y reclamando tanto a las autoridades ministeriales como al propio Larreta las deficiencias de los protocolos vigentes así como también la falta de inversión en infraestructura e insumos para poder llevar adelante una presencialidad cuidada», dice el comunicado.

Desde Ademys, Jorge Adaro, su secretario adjunto, dijo a Télam que «habrá paro de actividades hoy y mañana porque necesitamos pasar a la virtualidad mientras siga la ola ascendente de contagios».

El lunes a la tarde, Mariana Scayola, la secretaria general de Ademys, desde su tuiter llamaba a la asamblea mientras pedía con urgencia una cama para una compañera docente en grave estado. «Los docentes están dispuestos a dar esta pelea. Estamos discutiendo entre contagiarnos o no. Ayer una docente no conseguía cama de terapia intensiva”, dijo.

Scayola agregó además que «el gran evento masivo que produjo esta segunda ola fue la apertura de las escuelas. Lo que hacen Larreta y Acuña es de un cinismo completo».

«El gobierno de la ciudad debe ser responsable de cuidar la salud y no usar estas medidas para generar confusión y riesgos para las comunidades educativas», se lee en la cuenta de tuiter de @sadopcapital.

La salud en juego

La presencialidad en las escuelas generó un millón de personas circulando en la Ciudad de Buenos Aires y 12 millones en el resto del país, de los cuales el 50% son de la Provincia de Buenos Aires. “Por eso el AMBA hoy está al borde del colapso sanitario con una saturación importante de las camas de internación en todos los hospitales públicos y privados”, aseguró Rodolfo Arrechea, coordinador de la Mesa Nacional de Salud de ATE el coordinador nacional de Salud.

En referencia a la presencialidad en las escuelas, agregó: «esta situación ya trajo la recarga del transporte público porque la escolaridad son el equipo docente, las familias y también los alumnos y las alumnas». Y como es de público conocimiento, la real efectividad de la vacuna contra el COVID-19 precisa de ambas dosis. Es por eso que «desde ATE hemos rechazado esta decisión porque siempre la salud está primero».

En algunos sanatorios de las clínicas privadas existe una saturación del más del 100% y en otros superan el 92%. Ante este colapso del servicio de salud público y privado, Arrechea destacó el caso del Sanatorio Guemes que cuenta con el 100% de ocupación de camas de Terapia Intensiva, de los cuales el 80% de esos pacientes están entubados y 22 con respiradores. «Por el Rivadavia pasa un promedio de 450 personas por día para hisoparse, 5600 en un período de no más de 30 días. Estamos en una situación alarmante y muy compleja porque además es gente muy joven, incluso adolescentes, que de cada 10 hisopados 6 dan positivo. Aumentó la positividad. Estaba en un 40% y ahora da un 60%. Esto se extiende al Hospital Fernández con su terapia colapsada, la del Ramos Mejía con más el 92% de las terapias ocupadas y en el Hospital Durand la situación de la terapia también es realmente preocupante», agregó.

Virtual para no enfermar

Organizades a través de las redes sociales, Familias por el retorno seguro llevó adelante la campaña #VirtualParaNoEnfermar. «Defendemos la suspensión de la presencialidad tomada por el Presidente, a la vez que sostenemos un montón de otros reclamos que todavía no han sido atendidos. La ‘presencialidad cuidada’ es una mentira. No existe protocolo viable ni seguro con este nivel de circulación viral que no exponga las vidas de docentes, auxiliares, alumnxs y familias», dicen desde el colectivo que tiene más de 15 mil integrantes en todo el país.

Las familias organizadas exigen: la suspensión de clases en la presenciales hasta que se extienda la vacunación y se logre un descenso significativo en la circulación del virus y en el número de contagios diarios informados, tal como fue definido y sostenido durante el año 2020 por las máximas autoridades nacionales en las carteras de Salud y Educación. Así como la entrega de dispositivos y garantía de conectividad gratuita y de calidad para todos los niveles y modalidades del sistema educativo y un protocolo nacional de educación virtual que asegure una educación universal de calidad y el desarrollo de una plataforma educativa nacional accesible a todas las instituciones de gestión pública.

Para poder sostener este plan, las familias organizadas por el retorno seguro proponen que se garantice el «trabajo remoto sostenido y dispensas laborales u horarias en los casos de trabajo presencial para quienes tienen niños hasta 14 años, hasta que se universalice la aplicación de la vacuna o deje de haber circulación comunitaria del virus y asistencia económica a las familias que ven afectado su ingreso por la no presencialidad y que las familias en lista de espera para una vacante puedan, como mínimo, acceder a propuestas pedagógicas virtuales».

En la Ciudad de Buenos Aires, sólo el 10% de la población docente está vacunada.

 

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram
Compartir en email
Email

Noticias relacionadas:

Últimas Noticias:

Dirigentes sociales, sindicales y políticos de nuestro país recibirán denuncias por los crímenes y la represión del gobierno de Guillermo Lasso contra la protesta indígena. Ya son cinco los muertos y siete desaparecidos. La tarea humanitaria comenzó esta mañana con una conferencia de prensa.
La Coordinación Nacional de Trabajadoras/es de la Industria celebró su segundo Consejo Ejecutivo Nacional en la sede de Foetra. Se ponderó el crecimiento de este espacio, se definió el plan de acción, y se subrayó la importancia de la fuerte presencia de la CNTI en la elección de la CTA Autónoma ha realizarse el 11 de agosto. El encuentro sesionó en homenaje al compañero Francisco Dolmann.
El pasado jueves 16 de junio, en los Tribunales Federales, tuvo lugar una presentación exigiendo que se concrete el llamado a la instancia del juicio oral y público en la causa que investiga los crímenes de lesa humanidad cometidos el 20 de marzo de 1975 en Villa Constitución.