Testigo desprotegido

Ariel Garzi, el joven que denunció que alguien lo atendió durante 22 segundos en el celular de Santiago Maldonado 24 horas después de su desaparición, grabó un video para resguardar su seguridad. En el Senado, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, dio su nombre completo, el de su padre y la dirección donde vive, violando la protección que le correspondía. Su nombre debería haber permanecido en el anonimato.

Garzi denunció que alguien lo atendió durante 22 segundos en el celular de Santiago Maldonado 24 horas después de su desaparición. En una conferencia de prensa en el Senado, el 16 de agosto, Bullrich, al explicar los pasos de la investigación por la desaparición de Santiago Maldonado el 1 de agosto, dio su nombre completo, el de su padre y la dirección donde vive, violando la protección que le correspondía. Desde ese momento, Garzi teme por su vida y decidió que se exponga su nombre y su rostro con el objetivo de resguardarse. Así lo manifiesta en el video que grabó para que se conozca su rostro y evitar represalias.

En declaraciones a la revista Cítrica, el joven contó que “hasta que habló Bullrich estaba escondido por temor, resguardándome. Desde que me dejaron al descubierto, no me quedó otra que hacerme público para resguardar mi seguridad”.

Fuente: www.pagina12.com.ar