GRAN TRIUNFO DE TODOS LOS JUDICIALES

La Cámara Nacional del Trabajo hizo lugar a la petición de la Asociación Gremial de Empleados y Funcionarios del Poder Judicial de Mendoza y ordenó suspender la resolución que anulaba las elecciones de junio de 2016

De esta forma echó por tierra el decreto del Ministro Triaca que intervenía el Gremio y prorrogó el mandato de la Comisión directiva encabezada por Carlos Ordoñez a prepotencia del pretendido interventor y la violencia institucional practicada por el Ministro Triaca con la complicidad del gobierno provincial y la Corte local, encontraron un freno en la justicia.

Se valorizan así la libertad y la democracia sindical, el derecho de los trabajadores a decidir por si mismos sin injerencia del Estado o las patronales.

Este triunfo de todos y cada uno de los trabajadores judiciales mendocinos es el triunfo de todos los trabajadores.

Agradecemos la solidaridad recibida de nuestros compañeros judiciales, de la Federación Judicial Argentina y de cada una de sus filiales, de las CTA y la CGT y de todos los sindicatos y organizaciones sociales mendocinas que nos acompañaron. De los que aún sostienen la denuncia penal contra Triaca por abuso de autoridad contra nuestra Asociación, como Adolfo Perez Esquivel (Premio Nobel de la Paz), Nora Cortiñas, (Madre de Plaza de Mayo Linea Fundadora), Pablo Micheli (Sec. Gral. CTAA), Hugo Yaski (Sec. Gral CTAT), Hugo Blasco (Sec. Gral FJA), Víctor Mendibil (Presidente Comisión Provincial por la Memoria), Luis Ramirez (Presidente Asociación Latinoamericana de Abogados Laboralistas), Matias Cremonte (Presidente de la Asociación de Abogados Laboralistas), entre otros.

Pero no bajamos la guardia. Sabemos que vienen por nuestro gremio por su conducta intachable. No se meten con los burócratas sindicales y el sindicalismo corrupto. A esos los tienen como socios. Y a nosotros nos atacan, porque defendemos los derechos de los trabajadores. Porque ese es el objetivo: atacar a los trabajadores, avanzar con el ajuste, la merma de nuestro poder adquisitivo como viene ocurriendo en el último año y medio, y la liquidación de nuestros derechos en general.

Por eso seguimos en alerta. Y ahora con más fuerza. Nos tendrán que volver a escuchar. Tendrán que reabrir las paritarias y recibir nuestros reclamos. Porque esa es la cuestión: no el gremio por el gremio mismo sino para que sea la voz de todos.

En síntesis, ahora más que nunca SEGUIMOS TENIENDO GREMIO.